Peugeot pone sus garras entre los compactos deportivos – mtOnline
Peugeot pone sus garras entre los compactos deportivos
18/06/2015
La marca gala estreno el 308 GTi, modelo que desarrolla 250 y 270 caballos de fuerza.

La sigla GTi significa más que unos caballos de fuerza extra. Es deportividad máxima y una serie de sensaciones que escapan a la tradicional performance de los modelos generalistas. Por lo mismo, cada estreno o renovación genera un enorme interés. Y eso es precisamente lo que acaba de suceder con el 308 GTi, el modelo más radical de la gama 308 que llega a dar la pelea entre los denominados hot hatchs.

El flamante modelo cuenta con un motor de 1,6 litros que ofrece algunas modificaciones respecto de otros 308, como por ejemplo, los  pistones son forjados y las bielas se reforzaron. Desde este bloque se podrá optar a dos niveles de potencia (250 y 270 Cv), ambos unidos a una caja manual de seis marchas y la tracción delantera.

peugeot-308-gti-2015-06-1440px

La versión de 250 caballos es capaz de pasar de 0 a 100 km/h en 6,2 s, mientras su hermano mayor lo hace en 0,2 segundo menos. El consumo promedio es bastante positivo, cerca de 16 km/l, cifra que se consigue gracias a una serie de mejoras y dispositivos que ayudan a reducir el gasto, como el sistema Stop & Start.

Para otorgarle más deportividad, el  308 GTI recibe modificaciones en la suspensión delantera y trasera con amortiguadores, barras y otras piezas que son más rígidas. A eso se suma que la carrocería es 11 mm más baja.

En cuanto a diferencias entre las dos versiones (al margen de los 20 Cv), en la variante mayor el diferencial delantero es autoblocante Torsen, dispone de llantas de 19 pulgadas en lugar de las de 18”, neumáticos Michelin Super Sport en vez de los  Michelin Pilot Sport, y discos de freno delanteros de 380 mm de diámetro, 50 mm más grandes que en la versión de 250 Cv.

peugeot-308-gti-2015-42-1440px

En el interior, destacan los asientos tipo butacas con la inscripción Peugeot Sport, una serie de detalles en rojo, y la particular la peculiar disposición de mandos denominada Peugeot i-Cockpit que combina un volante de diámetro pequeño, instrumentación elevada que se mira encima del manubrio y la gran pantalla táctil para la gran mayoría de funciones; mientras las variaciones entre las versiones pasan por el apoyacabezas integrado en el respaldo y por un botón en la consola que permite cambiar el color de la instrumentación a color rojo ( Driver Sport Pack), entregando además información extra como la potencia, torque, presión de sobrealimentación y aceleración longitudinal y transversal, a lo que se agrega un sonido diferente desde el escape.

 

 

Galería

Comentarios