*

Para que no le falle en el camino
31/01/2016
Si está pensando en usar su auto para salir de vacaciones, considere estos consejos para que no tenga problemas en la ruta. Una simple revisión de seis puntos son suficientes para tener una vacaciones seguras con su vehículo.

Los zapatos del auto

La correcta conservación de los neumáticos puede influir en la conducción y en la seguridad. Por eso es importante chequear cuál es la presión correcta de cada uno de ellos y medirlos en frío; chequear, idealmente en un lugar especializado de que no tengas signos de desgaste, cortes o algún cototo y aproveche de realizar una correcta alineación y balance.

Si bien la normativa chilena indica que si el surco es menor a 1,6 mm se debe cambiar el neumático inmediatamente, algunos fabricantes recomiendan hacerlo cuando la profundidad de los dibujos es menor a 3 mm.

Para mirar bien

Las luces son fundamentales para ver y ser vistos en carretera. Antes de partir de viaje revise que todas las ampolletas externas (delanteras, frenos y altas) estén en excelentes estado, ni quemadas, ni sucias o deterioradas. También preocúpese de que las luces estén en correcta dirección y bien alineadas para no encandilar a los autos que vengan en contra. Recuerde que con carga, podría variar la altura de las luces.

Cuidado con los frenos

Se debe chequear que los frenos estén en correcto estado, y que el líquido de frenos esté en el nivel óptimo. “Si éste se encuentra bajo el nivel adecuado, puede ser síntoma de fuga en el sistema de bomba principal o tubería, o bien, un desgaste en las pastillas de freno”, indica Francisco Salas, director de Mecánica Automotriz de Duoc UC San Joaquín.

107391_peugeotgti-4c1e4e8741cf4bd7e414fc206-jpg

Como consejo, evite conducir de manera acelerada, ya que se podría generar un desgaste prematuro de los frenos y en calles con bajada evite el uso excesivo de frenos, ya que estos se calientan aumentando su deterioro.

Motor, aceite y líquidos

Revise que el motor no tenga ruidos extraños en la partida. Para Francisco Salas, de Duoc UC San Joaquín, es importante revisar el nivel del aceite del motor, el cual se debe cambiar por lo general cada 5.000 km (hay algunos aceites que duran hasta 10.000 km), y revisar el líquido refrigerante del radiador periódicamente. Éste último se debe rellenar con refrigerante si es necesario, nunca con agua, ya que ésta tiene impurezas que se adhieren a las paredes del motor y provocan, a la larga, la obstrucción interna de ductos por donde pasa el refrigerante, producto del sarro que se acumula.

Visibilidad 10 puntos

En general, cuando se va por la carretera siempre hay insectos y bichos que se estrellan en su parabrisas y que pueden causar problemas de visibilidad si no se limpian en el momento. Para eso es importante tener abundante líquido para el limpiaparabrisas, el que puede ser agua o algún líquido específico pero recomendado por expertos, y tener en buen estado las plumillas, asegurándose un óptimo mantenimiento del vidrio. Además, dependiendo donde lo pille el verano, la lluvia podría ser un gran enemigo si no está preparado. Se recomienda llevar una botella para rellenar el depósito.

Elementos de seguridad

Si bien la revisión de la mecánica es fundamental para un viaje seguro y el automóvil se puede llevar a servicios especializados para que le hagan un chequeo, los elementos de seguridad que van dentro del auto es de responsabilidad absoluta del conductor.

Verifique llevar a mano el chaleco y los triángulos reflectantes, revise el extintor, su fecha de vencimiento y si es que está bien cargado. Una revisión ocular a todos los cinturones de seguridad y que estén en óptimo funcionamiento.

Comentarios