*

Luis Suárez: de cuidador de autos a coleccionista
24/01/2017
En su cumpleaños, recordamos la cercana relación con los autos que tiene desde niño el goleador charrúa.

Es la gran amenaza para cualquier equipo que enfrente. El jugador del Barcelona lleva acumulado en las temporadas 2016-2017  nada menos que 15 goles en 18 partidos.

El charrúa no sólo es uno de los goleadores más destacados del mundo, también es un amante de los autos lujosos, aunque su historia con los vehículos era a distancia.

Sucede que, como gran parte de los futbolistas, el ariete proviene de un hogar muy humilde. Su propia madre, en una entrevista, reconoció que “las únicas zapatillas que tenía eran para la escuela, no para jugar al fútbol. Así que solía jugar descalzo con tal de no perderse los partidos. Siempre andaba con el drama de las botas, aunque cuando jugaba nunca dejaba de sonreír”.

A los problemas económicos se sumó el quiebre familiar luego de que su padre lo abandonara junto a sus cinco hermanos. En ese momento, la madre decidió salir de la ciudad de Salto y probar suerte en Montevideo. En la capital uruguaya, Suárez se hizo incondicional con su abuelo, a quien acompañaba a cuidar autos. También barría las calles cuando recién superaba los 10 años.

“En mi casa faltaba de todo. Nunca me faltó un plato de comida, es cierto, pero no me avergüenzo de decir que con 11, 12 0 13 años me iba a cuidar autos con mi abuelo para tratar de llevar algo de plata a mi casa. Mi madre no me dejaba, pero le mentía diciendo que iba a casa de un amigo o algo así. Con 10 años mi madre trabajaba en el shoping y yo iba a buscar la propina que le dejaban y mientras un hermano cocinaba, yo me iba a hacer las compras. Esas cosas me hacen recordar el sacrificio que hice para poder jugar a fútbol. Por eso ahora lo valoro todo mucho más y no me avergüenza explicar las cosas que hacía para tener un plato de comida”, reconoció hace unos años el jugador.

El esfuerzo cambió la vida de Suárez, quien en el fútbol encontró el salto a otra vida, una donde el dinero no es problema, al punto de que según la revista Forbes, recibe ingresos sobre los 17 millones de dólares anuales.

Es por eso que hoy los lujos están permitidos. Y de aquellos autos que miraba al cuidar y que sólo veía desde lejos ahora pueden ser parte de su colección. Así, en los últimos años se le ha visto al mando de modelos como el BMW X5, el Range Rover Sport o los deportivos Mercedes Kompressor y Lamborghini Murciélago SV.

luis suarez bmw

Y desde que está en Barcelona, de Audi recibe un auto cada año. El primero fue un A7 y luego lo cambió por Q5 de color gris.

luis suarez

Esta temporada, su elección fue un Audi Q7 3.0 TDI que desarrolla 272 caballos de fuerza, modelo con el que sufrió un percance hace algunos meses, pues el portugués André Gomes no se percató de que su auto estaba en movimiento y por estar pendiente de instrucciones de los encargados de seguridad del centro de entrenamientos del equipo catalán, impactó el vehículo de Luis Suárez, por suerte sin mayores daños y con el uruguayo riéndose de la situación, tal como cuando niño y sin zapatillas jugaba fútbol.

Comentarios