*

La policía checa se arma con un ecológico deportivo
23/05/2017 385 vistas
Es un BMW i8.

Nos gustan los autos policiales, y es que el mundo nos sorprende cada día con nuevas incorporaciones que nos hacen quedarnos con la boca abierta. Primero fue California con un potente Mustang , y ahora viajamos a República Checa, en donde sus oficiales completan su flota de vehículos con un miembro ecológico y prestacional.

i8 2

Los checos suman un BMW i8 cedido por al propia marca alemana a la división del tráfico, deportivo que será utilizado por un periodo de seis meses, o 20.000 kilómetros, y que se trata de un modelo de serie híbrido que combina un motor de 1.5 litros con uno eléctrico. De esta manera eroga 362 Hp y 570 Nm de par máximo.

i8

Vestido para su nueva función, el i8 presenta una carrocería adaptada a los colores pertinentes de la policía y equipa un sistema de iluminación LED en el techo, entre otros.