*

[Test drive] Honda WR-V: un crossover de alma latina
Por Mauricio Monroy S. 08/09/2017
El Honda WR-V es más que una versión grande del Fit. De personalidad propia y alta versatilidad, el modelo creado y desarrollado en Brasil destaca además por la relación precio-equipamiento.

Ficha Honda

Es una apuesta jugada de Honda la del WR-V. Si bien está construido sobre la misma plataforma del Fit, con el que comparte también la misma motorización y varios rasgos estéticos, lo cierto es que los nipones pudieron haber hecho el camino fácil y haberle incorporado molduras al Fit y ofrecerlo como una versión crossover.

No habrían sido los primeros en optar por esa vía. Pero prefirieron el camino largo. Un desarrollo en el que los ingenieros de la marca recibieron datos, opiniones e información desde diversos lugares, incluyendo la visión y los requerimientos desde Chile. Y consiguieron un crossover con estilo propio.

WR-V 4

A nivel estético, busca imponer una imagen robusta, apoyado en las barras del techo que soportan 50 kg, grandes grupos ópticos, llantas de aleación de 16’’ y una parrilla que domina el frontal y que en su parte superior luce una franja cromada con el emblema de la marca en el centro. Personalmente, no es el mejor diseño de la marca, aunque tampoco es para colocarlo entre los menos agraciados del mercado.

WR-V 6

Donde sí suma bonos importantes es en la configuración interior. Si el Fit ya destacaba por un buen aprovechamiento del espacio, en este caso se replica la fórmula, permitiendo una versatilidad que lo agradecerán las familias jóvenes de estilo activo.

WR-V 10

Es que gracias a un diseño que la marca denomina ULT (Utility Long Tall), el espacio que queda para los ocupantes de las plazas traseras es muy grande y marca diferencias con otros crossover compactos. Lo mismo sucede con el maletero, que tiene una capacidad de carga de 363 litros.

En las plazas delanteras, un aspecto positivo es la gran cantidad de espacios para guardar objetos, algo siempre útil. Ahora, al momento de manejar, es sencillo encontrar una posición de manejo cómoda, y si bien los asientos no gozan de gran sujeción, permiten un viaje cómodo. Buen detalle son las tonalidades de colores más vivos en el interior de las puertas y en los costados de las butacas, lo que le entrega una imagen más juvenil.

WR-V 8

En equipamiento, la radio de 5 pulgadas (no es táctil) permite conectar el teléfono mediante bluetooth y se puede manejar mediante mandos al volante. El problema acá es la posición del puerto USB, algo escondido y con poca visibilidad. Punto a favor la presencia de seis airbags, frenos ABS, EBD y una pantalla de retroceso.

 

Dinámica regional

Nuestra unidad de prueba contaba con el motor de 1.5 litros VTEC que entrega 120 Hp y un par de 145 Nm, asociado a una caja manual de cinco velocidades.

El tren motriz puede generar la mayor crítica hacia el WR-V. Si en la parrilla estuviese otro logo, quizás sería menos relevante, sin embargo, Honda es reconocido por sus prestaciones y por la excelente sensación de manejo. En este caso, el motor se muestra poco acoplado a la transmisión, se debe manejar muy revolucionado para obtener más agilidad, pero esto redunda en una alta rumorosidad. En el límite de velocidad, se hace aún más molesto ese ruido.

WR-V 7

En el plano de la ciudad, la potencia es suficiente, demuestra agilidad, pero en autopistas se extraña una sexta marcha que controle la exigencia del motor.

Como detalle, para comprobar el estilo de conducción, en el tablero aparece una luz verde cuando el manejo es eficiente, y un color azulino cuando se pasa al otro extremo.

En el resto de la experiencia de manejo, no existen mayores inconvenientes. La dirección puede ser demasiado para algunas personas (con escaso tacto para el conductor) pero es sencillo de llevar, no sufre de vibraciones a velocidades altas y la suspensión, con la suavidad que es común en los modelos del Mercosur, permite pasar sin mayores sobresaltos por los innumerables baches que encontramos en las calles.

En resumen, un producto pensado para la región, al que es fácil acostumbrarse y que cuenta con un gran nivel de seguridad por un precio muy competitivo.

a favor en contra honda

Comentarios